EL FRÍO EN LAS PERSONAS MAYORES

EL FRÍO EN LAS PERSONAS MAYORES

EL FRÍO EN LAS PERSONAS MAYORES

A medida que nuestro cuerpo envejece el sistema de termorregulación corporal se altera, así como su capacidad para recibir la temperatura ambiente, por lo que las personas mayores tienen mayor dificultad de adaptación al frio o al calor.

Muchos ancianos tienen  sensación de frío incluso cuando la temperatura ambiente es normal. Esto es debido a que su propia temperatura corporal disminuye o porque les cuesta diferenciar entre el frío y el fresco.

Otro de los cambios producidos en el envejecimiento es el adelgazamiento de la piel. Este adelgazamiento, provoca una pérdida de los receptores de temperatura que tenemos en la piel, lo que dificulta la percepción de la temperatura y la capacidad de sobrellevar cambios fuertes de temperatura.

Consejos para el frío tercera edad

 


SENSACIÓN DE FRÍO EN LA VEJEZ

Siempre que disminuye la tempera ambiente aumenta el riesgo de contraer enfermedades tales como un resfriado o una gripe.

También los ancianos que padecen de artrosis ven como su enfermedad empeora con el frío y esos cambios bruscos de temperatura.

No podemos olvidar que estas enfermedades y otras muchas como el Parkinson, afectan a la capacidad de movimiento de los mayores lo que les supone un problema a la hora de abrigarse y protegerse bien del frío.

Todas estas cosas aumentan la sensación de frío en las personas mayores, hasta el punto de llegar a formas leves de hipotermia. Es muy importante estar atento, en caso de hipotermia el anciano necesitara urgentemente atención médica.

________________________________________________________________________________

CONSEJOS PARA COMBATIR EL FRÍO EN LA VEJEZ

Existen varios consejos y varias formas de vida para intentar combatir el frío que sufren nuestros ancianos en épocas frías y de cambios bruscos de temperatura: frio en la vejez

  1. Intentar salir más por la mañana. Es cuando mejor temperatura hace y cuando el clima es más agradable. Es bueno que los ancianos lleven tapados la cara y las extremidades, pero sin sobrepasarse ya que el sudor puede afectarles de manera negativa.
  2. Ventilar unos 10 minutos la casa en las horas de más calor. Con esto evitaremos un cambio brusco de temperatura al salir a la calle y acostumbraremos más al cuerpo al clima.
  3. La compañía. En las estaciones del año que son más frías y debido a las pocas horas de luz las personas mayores salen menos de casa. Es muy importante que los ancianos estén acompañados y acudan a centros de mayores, cafeterías o centro culturales a relacionarse con las demás personas.
  4. Buena nutrición del cuerpo. Super importante tomar vitaminas C y D, son las mejores para combatir los virus. Alimentos como legumbres, frutas, carnes y pescado nos ayudaran a mantener una salud adecuada en épocas difíciles.
  5. Realizar actividad física diariamente. Acompañemos a nuestros mayores a hacer ejercicio diariamente, esto les mantiene activos y aumenta la sensación de calor corporal.
  6. Los sistemas de calor en casa. Hay que tener cuidado con los braseros, deben estar en el punto justo de temperatura y no deben estar todo el día encendidos ya que emiten gases tóxicos. Intenta que el calor se expanda por toda la casa de manera uniforme para evitar cambios fuertes de temperatura.

Desde nuestra residencia de ancianos en Sevilla recomendamos a todas las personas mayores a que sigan estos consejos para combatir el frío y les animamos a que tengan unos hábitos de vida saludables.

 

Hasta la próxima semana.

 

Add Comment

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *